El castillo de Grondola


Muy temprano, el castillo de Grondola fue de los Obertenghi. Está mencionado en documentos del siglo XII, época en la cual Alberto Malaspina la hizo fortificar antes de venderla al municipio de Piacenza en 1195. Ubicado en una importante vía comercial y militar entre Piacenza y la Toscana, su importancia estratégica explica los numerosos conflictos para su posesión a lo largo de los siglos.